EL Observador

11:45 hrs. Viernes 08 de noviembre de 2013 Ramón García Gómez

Llegó el momento de abordar la disposición del aseo domiciliario

Es evidente que no nos damos cuenta del grave problema que enfrenta nuestra zona en materia de tratamiento del aseo domiciliario hasta que la basura, literalmente, la tenemos hasta el cuello, debido al prolongado paro de los funcionarios municipales, que ha significado que en algunas comunas, como Villa Alemana y Valparaíso, el servicio haya paralizado sus operaciones.

Hemos visto cómo las calles están contaminadas con residuos sólidos, lo que ha traído enormes problemas a la ciudad Puerto, mientras que en Villa Alemana, la posibilidad de disponer particularmente en el vertedero, de manera gratuita, mantiene la emergencia controlada. No obstante, habrá que estar atento a la aparición de enfermedades asociadas a la acumulación de basura.

Todo esto nos trae a colación los distintos esfuerzos que han hecho las comunas de nuestra provincia, para impulsar proyectos vanguardistas que permitan incorporar tecnología al tratamiento de los residuos sólidos que producen nuestros hogares y servicios, pero que finalmente no han llegado a puerto.

Cuando fui alcalde de la comuna estuvimos en la localidad de Pinto en España, una localidad cercana a Madrid, viendo cómo se reciclaba la basura, todo mecanizado. Eso fue por los años 96 y 97.

Durante los años previos a la formación de la nueva provincia, representantes de los municipios de Marga Marga viajaron a Alemania, para conocer otra realidad en materia de tratamiento de la basura logrando materializar un programa de colaboración con un importante instituto alemán para traer la tecnología del país germano, un proyecto que se trabajó por años, pero que no prosperó porque los recursos de Estado chileno nunca fueron comprometidos.

Estamos ad portas de terminar el 2013 y de las elecciones presidenciales, parlamentarias y de consejeros regionales y no hemos sacado nada en limpio para nuestra provincia, salvo elevados costos para ir a depositar la basura a vertederos o rellenos sanitarios, mientras que Villa Alemana sigue depositando en su propio vertedero, con tecnología muy antigua, y que al igual que otros botaderos, debe iniciar su cierre más temprano que tarde.

Es importante refrendar este tema que es transversal para todas las comunas, porque están involucrados factores como la salud de las personas, la contaminación del medio ambiente y el aumento progresivo de los costos para las administraciones municipales. Un sistema de política pública que apunte a reciclar en los hogares de manera masiva y sistemática, de tal manera de reducir la carga de residuos sólidos a transportar, ello acompañado de un sistema moderno en la provincia o en el Gran Valparaíso en donde se empiecen a tomar en serio las posibilidades de generar subproductos, como la generación de energía eléctrica a partir de la basura, son temas que deben ser abordados ahora para avanzar hacia un país más sustentable y amigable con el medio ambiente.



Portadas El Observador


 
 

Casa Matriz
La Concepción 277. Casilla 1 - D.
Quillota, V Región, Chile.